Menu
Categories

Las dificultades de Mockus
05/06/2010 Isaac Bigio

LONDRES. En la mayoría de las segundas vueltas del mundo suele imponerse quien ganó en el primer turno, aunque hay excepciones.

Empero, en las no muchas veces que el perdedor del primer round vence en el segundo la diferencia de puntos entre los dos contendientes no era abismal, como sí pasa en el actual caso colombiano.

Mockus no llegaría ni a la mitad de los votos de Santos, el cual apenas necesitaría ganar alrededor de un 3.5% más para imponerse el 20 de junio.

Mockus, para triunfar, necesitaría unir al resto de candidatos contra Santos. No obstante, ello es algo muy difícil de lograr. Primero, porque no tiene una base electoral tan fuerte y porque su bancada parlamentaria es exigua (8 de 268 congresistas). Segundo, porque le será muy difícil construir una coalición políticamente tan multicolor como el arco iris, la cual debería ser entre dos candidatos que están a su derecha (los dos antiguos socios de Uribe y Santos: Germán Vargas Lleras y Noemí Sanín) y a su izquierda (Gustavo Petro y Rafael Pardo).

El juego de Mockus no es fácil. El como matemático puede hacer aritmética. Si se mueve a la izquierda buscaría conquistar el 13% que suma el Polo y los liberales. Si se mueve a la derecha requeriría un pacto con los conservadores y radicales que representan un 16%. Con ninguna de esas sumas él puede tramontar la gran brecha que tiene ante Santos. El moverse en una u otra dirección, a su vez, puede enajenar al otro espectro. A él lo que le puede quedar es coquetear con los conservadores, liberales y radicales buscando ganar el apoyo de los votantes izquierdistas utilizando el peligro del voto contra el peor enemigo.

Leave a Reply
  

CORONAVIRUS COVID-19 - DATOS CIENTIFICOS Y CONSEJOS

*