Miercoles, 16 de Agosto del 2017
turismo


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Real Madrid favorito en un Mundial con Atlético Nacional y América como aspirantes

Publicado el 05/12/16

El Real Madrid buscará la consagración en el Mundial de Clubes de Japón, del 8 al 18 de diciembre, con permiso de sus rivales, sobre todo los dos latinos, Atlético Nacional de Medellín y América de México.

Tras lograr la Undécima Copa de Europa el pasado mes de mayo ante el Atlético de Madrid, el club blanco ambiciona seguir aumentando su palmarés con un título mundial de clubes que solo logró en una ocasión, en 2014 en Marruecos, aunque obtuvo tres Copas Intercontinentales (el precursor del actual torneo).
“Nos parece una gran satisfacción conseguir los tres títulos internacionales que hay: la ‘Champions’, Supercopa de Europa y el Mundial de clubes. Estos son los torneos que conseguimos en 2014 y vamos a trabajar en el mundial de clubes para conseguirlo” de nuevo este año, declaró el presidente Florentino Pérez en una reciente entrevista a la AFP.
El título en Japón significaría además la consagración definitiva de Zidane como entrenador. El francés, héroe en Glasgow al dar al Real Madrid la Novena con un espectacular gol, se hizo cargo del equipo aún no hace un año, sin experiencia como técnico de primer nivel, y logró lo que parecía imposible: pelear hasta el final la Liga al Barcelona (después de que el Barça humillase a su rival en el Bernabéu, con un 4-0 que acabaría sentenciando a Rafael Benítez) y, sobre todo, ganar la Champions.
 
33 partidos sin perder
Con Zidane, además, el Real Madrid lleva 33 partidos sin perder y pese a la baja de una de sus grandes estrellas, el galés Gareth Bale y el alemán Toni Kroos, el campeón europeo se presenta como gran favorito al título, siendo ahora líder de la Liga y estando clasificado para octavos de final de Champions.
A priori, las dos grandes amenazas provienen del fútbol americano. Como campeón de la Copa Libertadores, que siempre se ha enfrentado en la final al representante Europeo (salvo en 2010 que fue el africano Mazembe), el Atlético Nacional debería ser el rival en el partido decisivo de Yokohama del 18 de diciembre.
Sin embargo, habrá que ver como el atractivo equipo colombiano se ha repuesto del terrible mazazo que supuso el accidente de avión en el que murieron 71 personas, buena parte de ellas miembros del Chapecoense, el equipo brasileño que viajaba a Medellín para disputar la Copa Sudamericana.
Recuerdo a Chapecoense
Ese accidente privó a los colombianos de un histórico doblete, pero sobre todo, puede haber minado la moral de los jugadores, aunque aún tienen días por delante hasta que se entrenen en la primera semifinal.
Quién llegará con la moral por las nubes será el Club América, después de haberse clasificado para la final de la liga mexicana el pasado fin de semana.
Su gran objetivo será acabar con el maleficio en este torneo de los equipos mexicanos, que nunca han disputado una final pese a representar a uno de los campeonatos más potentes del continente.
No lo tendrá fácil, ya que debutará el 11 de diciembre ante el campeón asiático, el Jeonbuk Hyundai surcoreano, y si vence se enfrentaría al Real Madrid.
“En el fútbol las cosas se emparejan en la cancha y las nóminas no juegan los partidos. Si bien es cierto que el Real Madrid es un equipo de gran jerarquía, teniendo un rival de esa importancia enfrente se puede crecer para dar el partido de su vida. Y, ¿por qué no soñar con vencer al Real Madrid?”, declaró a la AFP Daniel Alberto Brailovsky, leyenda de las ‘Águilas’ y ahora comentarista.
El rival del Atlético Nacional en la primera semifinal saldrá del enfrentamiento de cuartos que enfrentará al sorprendente campeón africano, Mamelodi Sundowns (primer equipo sudafricano en ganar la competición continental), y un rival que saldrá del partido con el que se abrirá el torneo este jueves: Auckland City o Kashima Antlers.
El equipo neozelandés, que sigue dirigido por el español Ramón Tribulietx, ya sorprendió al mundo hace dos años al acabar tercero en el Mundial de Clubes, mientras que el Kashima llega con la euforia del título de la J-League, logrado este mismo fin de semana.