Lunes, 5 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

“Es un gran logro llegar a la final de Río 2016”, asegura paraatleta nacional Yeny Vargas

Publicado el 13/09/16

Una descarga eléctrica de alta tensión la dejó sin una parte de su brazo izquierdo cuando apenas tenía 5 años de edad, sin embargo esto no fue impedimento para que Yeny Vargas criada desde los 2 meses de vida en Arequipa, luche por sus sueños y clasifiqué a la final de los 400 metros planos en la categoría T 47 de los Juegos Paralímpicos Río de Janeiro 2016.

 
“Me cambio la vida por completo, fue un sueño hecho realidad y es una experiencia que nunca voy a olvidar. Agradezco mucho a Dios, él fue quien me quitó una parte de mi brazo, pero me regaló las dos piernas para poder correr”, alega Vargas con una felicidad inmensa tras el gran logro obtenido.
Aunque no esperaba asistir a estas competencias, la paratleta nacional afirma que su preparación es con miras a los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020. Ahora con su participación en Brasil, tiene el gran deseo de consagrase con el primer puesto de su categoría.
Su gusto por el deporte empezó desde el 2013 practicando pruebas de 1500 y 2000 metros. Incluso ese mismo año se consagró campeona tras ocupar el primer puesto en la carrera de los 13 km en las alturas de Arequipa al competir con personas que no padecían alguna discapacidad. Este logro llenó a Yeny de satisfacción y alegría.
Lamentablemente un año después tuvo que dejar el deporte por carencias económicas, pero gracias a la ayuda de unos profesores quienes la entrenaban y la querían ver triunfar, la trajeron a Lima para que pueda competir en ligas más fuertes.
Ya en la capital, cambiaron su modalidad de correr largas distancias a realizar los 400 metros. Vio difícil la prueba, porque dicho tipo de carrera le exigía más esfuerzo físico.
“Es velocidad y resistencia, es un trabajo totalmente diferente, sin embargo pude lograr esa meta, me siento feliz y orgullosa de mi misma porque nunca pensé que con tan solo 7 meses de entrenamiento iba a clasificar a la final”, asegura con alegría.
Nuevo reto: Lima – 2019
Las ganas de seguir en el deporte no solo concluirán al participar en Río 2016, pues la joven atleta apunta al campeonato Sub-21 que se realizará en Sao Paulo (Brasil) en marzo del próximo año y al Parapanamericano Lima 2019, certamen donde quiere dejar huella.
Por eso Vargas concluye haciendo un llamado a todas las personas que padezcan alguna discapacidad a que se sumen al deporte, pues así podrán tener una vida más sana y porqué no, convertirse en los nuevos valores del país.
“Quiero promover el deporte a personas con discapacidad. Sé que podemos lograrlo, no importa que padezcas. En el Perú hay mucha gente que no hace deporte, por eso yo quisiera hacer un llamado a todos para empezar a prepararnos para Lima 2019”, agrega.
(FIN) DGR