Domingo, 16 de Enero del 2022
turismo


Región discute política para los inmigrantes venezolanos

Publicado el 04/09/18
Quito, Ecuador

AFP

Trece países de Latinoamérica discuten en Quito una fórmula común para regularizar a los cientos de miles de venezolanos que han migrado a causa de una crisis que Caracas insiste en desconocer.

El gobierno de Nicolás Maduro se marginó de la cita técnica de dos días y acusó a funcionarios de Naciones Unidas de “convertir un flujo migratorio normal en una crisis humanitaria justificadora de una intervención”, según la vicepresidenta de Venezuela, Delcy Rodríguez.

No obstante su negativa a reconocer la gravedad de la situación, los gobiernos buscan hacer frente al éxodo de venezolanos que se mueve por el continente, mediante una política común y mayores aportes externos.

“Será muy importante (…) intentar propuestas para resolver la situación de cientos de miles de venezolanos que por diferentes razones no han tenido o no tienen acceso a un estatus migratorio laboral y regular en nuestros países”, señaló el canciller encargado de Ecuador, Andrés Terán.

Vulnerables

En ese sentido, proclamó que Venezuela está en el centro de una “crisis migratoria y humanitaria”.

Los venezolanos que emigran “son altamente vulnerables a la trata de personas, el tráfico ilícito de migrantes, la explotación laboral, la falta de acceso a la seguridad social, la extorsión, la violencia, el abuso sexual, el reclutamiento para actividades delictivas, la discriminación y la xenofobia”, manifestó Terán. El encuentro en Quito antecede a una reunión extraordinaria de la OEA programada para este miércoles, para tratar el mismo tema.

El embajador de Argentina, Darío Giustozzi, destacó la necesidad de “unificar” documentos para el tránsito de venezolanos, que dependiendo de la nación deben presentar cédula, pasaporte o visa.

Declaración

A Quito llegaron delegados de Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Costa Rica, Chile, Ecuador, México, Panamá, Paraguay, Perú, República Dominicana y Uruguay, quienes prevén emitir hoy una declaración conjunta.

El representante de la ONU en Ecuador, Arnaud Peral, celebró el esfuerzo regional por afrontar el fenómeno e instó a donantes de la comunidad internacional a seguir aportando.

Aislamiento diplomático

A excepción de Bolivia y Nicaragua, la mayoría de gobiernos en la región califican al gobierno de Maduro como una dictadura y lo culpan de la crisis que desencadenó en el histórico éxodo.

Al mismo tiempo, como es el caso de Colombia, alientan una mayor presión internacional que dé paso a una transición democrática.

Precisamente, el mandatario colombiano, Iván Duque, que recibirá a su homólogo Donald Trump en noviembre, abogó por una estrategia para “aislar diplomáticamente a Maduro”, pero se apartó de una eventual “intervención militar” encabezada por Estados Unidos.



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *







Carros Hyundai