Martes, 18 de Mayo del 2021
turismo


Bolivia asume “posición pragmática” ante dilación y distraccionismo chilenos

Publicado el 04/02/13

La “posición pragmática” que el gobierno de Evo Morales asumiera para encarar un proceso de apertura al diálogo y la negociación con Chile, a partir de la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, responde a que Chile ha recurrido “al expediente de la dilación y el distraccionismo”, con que ha manejado el tema durante los 144 años desde que invadió militarmente los territorios del Litoral boliviano en 1879.

De acuerdo con los internacionalistas y estudiosos del conflicto marítimo boliviano, Armando Loaiza y Javier Murillo de la Rocha, durante los últimos años, el gobierno de Morales ha transitado de una relación “muy amistosa y cordial” con la presidenta Bachelet, en su primera fase, a la radicalidad de “plantear ante un órgano jurisdiccional, la posibilidad de un juicio” en La Haya, contra Chile, y terminar en la presente coyuntura con una flexibilización que “podría ser más aceptable”, con miras hacia el futuro.

Loaiza sostiene que el presidente Morales “pareciera que flexibiliza su posición” con relación al 23 de marzo de 2011, mientras que el excanciller Javier Murillo afirma que esos cambios son producto de la constante sustitución de escenarios a los cuales ha sido arrastrado el presidente Morales, “con el expediente –por parte de Chile- de dilatar, distraer y mostrar espejismos”, a los cuales Chile recurrió durante todo el tiempo histórico que Bolivia lleva, en su demanda marítima.

El Gobierno asumió, durante la última cumbre de presidentes, una posición más “pragmática”, que sustituye el juicio en La Haya, “por la negociación directa”, explica Loaiza, en sus declaraciones a EL DIARIO. Se consideró escéptico respecto a la búsqueda de la nulidad del Tratado de 1904, recordando que “Bolivia tuvo ya una experiencia negativa en 1921, cuando nuestra diplomacia fuera derrotada en la Sociedad de Naciones”.

Javier Murillo de la Rocha, que también accedió a conversar con periodistas de EL DIARIO, explicó que “Bolivia no puede claudicar, ni renunciar a su histórica demanda marítima con soberanía”, al rechazar la posición del presidente de Chile, Sebastián Piñera, quien reflotó hace dos días la tesis de 1895, mediante la cual se ofreció a Bolivia un corredor o franja en territorio fronterizo con estatus de autonomía, cuya diferencia es sustancial, cuando se habla de la cualidad marítima con soberanía.

Murillo insiste en que Bolivia no debe perder su expectativa sobre la recuperación de un acceso soberano al mar, lo cual significará contar con el atributo y cualidad soberana en los tres planos: tierra, aire y mar, fundamentalmente.

t_2013-02-04_47



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *






Carros Hyundai