Jueves, 4 de Marzo del 2021
turismo


La Al Qaeda invertida que debutó en Noruega

Publicado el 27/07/11

La matanza de Noruega del 22 de julio está considerada como la peor hecha por un solo individuos a niños y jóvenes indefensos en lo que va de este milenio. Al igual que la que se produjo 10 años antes en EEUU ésta atacó el principal centro de poder del país y quiso matar indiscriminadamente la mayor cantidad posible de civiles.

Por eso la prensa inmediatamente creyó que el sospechoso de esa atrocidad era Al Qaeda, aunque la verdad ha demostrado que no estaban tan equivocados. Si bien el autor de la matanza es un apuesto joven local cristiano y masón, lo inverso de los árabes que llegaron desde el exterior para inmolarse en nombre de Alá el 11 de septiembre del 2011, su doctrina y la organización que él reclama representar evidencian una nueva Al Qaeda hecha para luchar exactamente contra los mismos objetivos y la misma religión que Bin Laden encarna.

Breivik, el autor de la matanza noruega del 22 de Julio, no es un loco aislado. Él ha escrito un libro de casi 1,500 páginas donde demuestra mucho nivel político y ser una de las primeras manifestaciones armadas de una nueva internacional terrorista (PCCTS o ‘Caballeros Templarios’), la misma de la que él fue el más joven de sus fundadores en Londres Abril 2002 y que tiene una red de células que buscan hacer una ‘guerra santa’ cristiana para deportar a todos los musulmanes y exterminar a todos los marxistas de Europa: una ‘Al Qaeda’ invertida donde hay varios militares serbios que guerrearon contra mahometanos.

Su libro es un manifiesto para gestar una guerra civil continental que termine capturando Europa para cuando ésta en 2,083 celebre 4 siglos de la derrota de los turcos en Viena. Muestra los detalles más íntimos de su vida personal y de cómo fue adquiriendo y ensamblando sus bombas y armas para mostrar un ejemplo de ‘martirologio cristiano’ a las decenas de miles de militantes islamofóbicos del mundo.

Allí él cuenta de que hace 17 años su madrina de bautizo quinceañero fue la refugiada allendista chilena Amelia Jiménez y que él tiene dos buenos amigos chilenos: Natalie y Pablo. También cuenta que semanalmente se reúne con chilenos de su movimiento de ‘revolución conservadora nacionalista’ internacional. Demuestra conocer la situación interna de muchos países del mundo, incluyendo Perú, Brasil y México y España (a los cuales visitó).

Uno de los grupos que él reivindica haber ayudado a formar ideológicamente es la Liga de Defensa de Inglaterra, la cual reclama tener 5 a 7 mil activistas que suele movilizar en marchas en distintas ciudades británicas.

El 5 de febrero presencié la mayor que ésta ha hecho (en Luton, a donde nació 2 años antes). Ese día esa ciudad lindante a Londres estaba totalmente acordonada por miles de carabineros mientras los negocios cerraron y los antifascistas y musulmanes se preparaban para resistirles. Me sorprendió ver allí muchas banderas israelíes, una división gay y que el orador final fuese un rabino que llamaba a la unidad judeo-cristiana anti-musulmana.

Esta es la ideología de la ‘nueva derecha’ multirracial y multi-religiosa que postula Breivik y que se diferencia del neo-nazismo antisemita, anti-gitano ultra-machista y supremacista blanco pues plantea una santa alianza de cristianos, judíos, budistas, gitanos e hinduistas para echar a todos los mahometanos de Europa y desintegrar al Islam en sus propias naciones.

Una némesis de Osama en Oslo

Quien lee el manifiesto de 1,500 páginas que Behring publicó en la víspera de sus atentados puede constatar que se trata de un trabajo colectivo y que responde a un grupo internacional de ‘guerreros santos’ que se organizaron a pocos meses del 11-S-2001 buscando emplear métodos similares a Al Qaeda pero contra la misma religión que ésta llama a defender y expandir.

Hasta la matanza de Oslo nadie había oído hablar de los ‘Caballeros Templarios’/PCCTS, internacional que, según Breivik, él co-fundó en Londres medio año después de la voladura de las Torres de Manhattan.

Si Al Qaeda llama a la defensa del Islam contra la civilización judeo-cristiana, el PCCTS pide la unión cristiano-israelita para expulsar a todos los 50 millones de mahometanos de Europa, además de otros 60 millones de ellos que viven en Turquía, Líbano, Egipto, Palestina y Siria a fin de dar paso a nuevos Estados étnicamente depurados de cristianos griegos, maronitas, armenios y coptos así como de hebreos.

Al igual que Al Qaeda Behring llama a organizar matanzas de civiles en acciones que él llama de ‘martirologio’ y en las que los terroristas deben ir previamente a sus templos a orar a su dios pidiéndole fuerzas para poder cumplir con sus objetivos o matar la mayor cantidad posible de enemigos.

Como Al Qaeda, los ‘Caballeros’ plantean una lucha de civilizaciones religiosas en las cuales los marxistas y liberales son blancos por sus compromisos con el orden establecido.

Si Al Qaeda se estructuró luchando contra los ‘infieles’ soviéticos en Afganistán, el PCCTS se basa en guerreros que han hecho matanzas contra musulmanes en guerras como las de los Balcanes (y posiblemente del Cáucaso).

Los ‘Caballeros’ atacan a EEUU y a la OTAN, pero no por ser la cabeza del enemigo (como postula Al Qaeda), sino por apoyar a los musulmanes en Bosnia, Albania, Chechenia, etc. y por querer desarrollar sociedades multiculturales que, según ellos son antieuropeas.

Behring sostiene que su organización lleva en el anonimato una década y que es tan ultra-clandestina que entre ellos no se envían textos, e-mails o llamadas telefónicas. Al igual que Al Qaeda ésta sería un ente que insta a una gran autonomía de sus células o miembros para hacer los atentados que consideren necesarios.

En su libro Behring detalla minuciosamente cómo adquirió y desarrolló sus armas letales como si fuera un manual para que otros le imiten.

En el futuro mediato lo que puede hacer potencialmente más peligroso al movimiento de Behring que a Al Qaeda es:

1) Nadie ha conocido al PCCTS, mientras que Al Qaeda ha sido severamente espiada, infiltrada y diezmada.
2) Llaman a hacer matanzas de civiles indefensos ‘marxistas’ o ‘multi-culturalistas’ como su principal objetivo (debido a que es más fácil atacar blancos desprotegidos y además genera más publicidad) en sociedades donde sus militantes han nacido, se han criado y son típicos nacionales (no extranjeros o hijos de inmigrantes).

3) Mientras los ‘jihadistas’ solo pueden reclutar adherentes dentro de las minorías musulmanas locales tan monitoreadas por la policía, los ‘caballeros’ pueden alistar gente dentro de la mayoría cristiana y, especialmente, dentro de los partidos anti-islámicos de masas (como lo es el progresismo noruego del que salió Behring y que captura el voto de un cuarto del electorado).

4) Mientras Al Qaeda está en retroceso, su líder ha sido ejecutado y nadie de sus seguidores ha podido ‘vengar’ su muerte, la ultraderecha xenofóbica está en ascenso habiendo logrado significativas victorias electorales en la Europa central.

5) Mientras el neo-nazismo tiene un techo de crecimiento limitado debido al rechazo que produce Hitler, el PCCTS cuestiona al nazi-fascismo por haber considerado a los judíos y gitanos como enemigos (y no como aliados contra el Islam), no habla de lucha de razas sino de religiones y tiene un discurso anti-musulmán que puede calar en poblaciones que han sido adoctrinadas en la lucha contra Al Qaeda, los talibanes, Hussein, Gadafi y los ayatolas, y que resienten que en la crisis muchos empleos y beneficios se van anulando por lo que ellos creen que se debe al flujo de inmigrantes.

Uno podría reconfortarse pensando que todo lo que Behring ha hecho, al igual que el ‘unabomber’ norteamericano del que se ha inspirado, es la acción aislada de un individuo y que el tal PCCTS es solo su imaginación, sin embargo el libro que él ha colgado en la internet muestra una elaboración colectiva de varios autores y que él llama con su acción a generar la misma chispa que produjeron los levantamientos de Fidel o del Ché, pero, esta vez, contra el comunismo y el Islam.

El rabino Nahum, principal orador de la mayor marcha antimusulmana de Inglaterra

¿Nazismo pro-judío?

Hasta la matanza noruega del 22 de julio Europa no había visto desde la época los nazis a un rubio germánico disparando indiscriminadamente a más de cien adolescentes y jóvenes indefensos.

Por ello, muchos hablan de que esta matanza fue hecha por el neo-nazismo. No obstante, Breivik, el autor de la masacre, se considera enemigo de Hitler, reivindica a quienes le resistieron en su natal Noruega y ha escrito que los nazis fueron genocidas. Encima él se considera amigo de Israel y condena a los sacerdotes protestantes que apoyan a Palestina.

El ultraderechista Partido Progresista, en cuyas filas se educó durante la mayor parte de su vida política, es tan pro-sionista que pide que la embajada noruega pase de Tel-Aviv a Jerusalén, para indicar apoyar la anexión hebrea de esta ciudad milenaria.

Uno de los movimientos a los cuales Brevik admira es a la Liga de Defensa de Inglaterra, cuya mayor manifestación (a la cual pude observar directamente en Luton) estaba llena de banderas israelíes siendo un rabino californiano quien fuese el orador final llamando a la unión de cristianos y judíos contra el Islam.

En Europa y EEUU vienen surgiendo una nueva extrema derecha unida en torno al odio contra los musulmanes.

Si el partido de Hitler se llamó ‘obrero nacional socialista’ de Alemania e hizo una dictadura uni-partidaria que quiso exterminar a todos los judíos, gays y gitanos, esta nueva ultraderecha no surge como reacción a las revoluciones comunistas, sino después de la descomposición del bloque soviético, no se proclama ni ‘obrera’ ni ‘socialista’, no plantea estatizaciones o el unipartidismo, y se proclama anti-estatista, libertaria, pro-democracia, pro-Israel y a veces hasta pro-gay (el primer gobernante abiertamente homosexual de la historia fue el ultraderechista holandés Pim Fortyn).

El eje de esta nueva ultraderecha es luchar contra la multi-culturalidad que han traído los liberales y las izquierdas para desterrar al Islam.

En los treintas y cuarentas los judíos eran la principal minoría religiosa y étnica de Alemania y de sus vecinos, y Hitler logró asesinar a 6 millones de ellos. Empero, la Europa post-holocausto nazi ya no concentra a la mayoría de los judíos del mundo, sino solo a poco más de un millón de ellos (quienes representan el 0.1% de sus habitantes). En cambio, desde la postguerra han arribado tantos musulmanes a Europa que éstos ya superan los 50 millones y el 7.5% de su población. Los 75 millones de turcos, además, quieren entrar a la Unión Europea.

Para exterminar al que era el principal pueblo semita de su tierra (los judíos) Hitler reclutó al Mufti de Jerusalén y a miles de musulmanes bosnios y albaneses. Hoy la nueva ultraderecha considera que el principal enemigo interno que tienen es la mayor nueva minoría religiosa de Europa, la cual reza en otra lengua semita (el árabe), ante la cual busca utilizar a los judíos y a Israel como su punta de lanza.

La nueva ultraderecha no será nazi pero repite la misma táctica de empujar a semitas contra semitas.



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *






Carros Hyundai