Lunes, 21 de Septiembre del 2020
turismo


EE UU confirma un tsunami en el Pacífico tras el terremoto de Chile

Publicado el 27/02/10

El sismo de más de 8 grados en la escala de Richter que ha sacudidp hoy a Chile ha provocado un tsunami en el Océano Pacífico que ha golpeado parte de la costa de ese país y avanza hacia Hawai, según ha confirmadp el servicio meteorológico de EEUU. A su paso por el archipiélago Juan Fernández, a 667 kilómetros del litoral chileno, el tsunami ha dejado 5 personas muertas y 11 desaparecidas.

La crecida del mar también ha afectado a las localidades costeras chilenas de Talcahuano, donde se han registrado olas de 2,3 metros de altura por encima de lo normal; Coquimbo y Valparaíso, donde las olas han subido 1,3 metros, según la Administración Nacional de Atmósfera y Océanos de Estados Unidos (NOAA, por su sigla en inglés).

La presidenta chilena, Michelle Bachelet, ha informado de la situación vivida en la isla Robinson Crusoe, la principal del archipiélago Juan Fernández, donde, según le explicó el gobernador, “una gran ola llegó hasta el centro del pueblo, obligando a la gente a huir” hacia zonas más altas. “La ola envolvió la isla por todos los lados”, ha indicado la presidenta, que ha señalado lo peculiar de esta situación, ya que no se sintió ningún terremoto, por lo que no se emitió ninguna alerta. Otros testigos han descrito la situación como una “gran marea” que en sucesivas olas ha ido inundando las zonas bajas del archipiélago.

En la Isla de Pascua, cuyas zonas costeras han sido evacuadas de manera preventiva, y las Islas Galápagos las olas han superado los 0,3 metros por encima de su altura normal, de acuerdo con las últimas mediciones.

La NOAA ha emitido una alerta de tsunami para una amplia área del Pacífico, incluidos México, Perú, Ecuador, Nueva Zelanda, Australia, Rusia, Indonesia, Japón y Filipinas, además de Chile. La agencia también ha publicado un aviso de tsunami, una comunicación de menor nivel que la alerta, para toda la costa oeste de Estados Unidos, Alaska y la región canadiense de British Columbia.

La NOAA ha asegurado que “se ha generado un tsunami que podría causar daño en la costa de todas las islas del estado de Hawai”. “Se deben tomar medidas urgentes para proteger vidas y propiedades”, añade el comunicado difundido por el organismo estadounidense que vigila los fenómenos atmosféricos y oceanográficos.

Tanto el Gobierno chileno como el de Ecuador habían ordenado la evacuación de las personas que residen en áreas bajas de esas islas.

El maremoto de 2004 en el Océano Indico , que causó más de 226.000 víctimas mortales y cuya enorme devastación no tiene precedentes, provocó olas de 10 metros de altura en Indonesia.

Evacuación en Hawai

En Hawai sonaron las sirenas a las 06.00 hora local (17.00 hora española) y se ha iniciado la evacuación de los residentes de las zonas costeras, ante la perspectiva de la llegada del maremoto, prevista para las 11.05, hora local (22.05 hora peninsular española). En Washington, el presidente de EE UU, Barack Obama, se ha reunido en la sala de crisis de la Casa Blanca para estar al tanto de todas las medidas tomadas ante el previsible tsunami.

El Aeropuerto Internacional de Hilo, situado cerca de la costa, ha sido cerrado, pero los otros aeropuertos de Hawai siguen abiertos. Además, las autoridades han instado a las compañías navieras y los particulares a sacar todos los barcos de los puertos.

El Centro de Alertas de Tsunami del Pacífico estima que las olas podrían llegar a dos metros en el archipiélago, aunque ha advertido de que se trata de un cálculo preliminar.

La NOAA ha indicado en un comunicado que el tsunami podría causar daños en la costa de todas las islas de Hawai y enfatizó que “se deben tomar medidas urgentes para proteger vidas y propiedades”.

La agencia explica que el maremoto consistirá en una serie de olas individuales que se mantendrán entre 5 y 15 minutos antes de perder fuerza en tierra y que el peligro puede subsistir durante “muchas horas” con la llegada de olas sucesivas.

La NOAA ha afirmado que el agua podría retirarse hacia el interior del mar antes de la llegada de las olas y alertó de que la primera que alcance tierra podría no ser la mayor. La NOAA dijo que a esas áreas pueden llegar fuertes corrientes marinas y olas peligrosas para los barcos y los edificios y las personas en la costa, pero que no se prevén inundaciones generalizadas.

Fuente: el pais


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *






Carros Hyundai