Martes, 11 de Diciembre del 2018
turismo


Importancia que los niños y adolescentes sepan identificar si sus derechos son vulnerados

Publicado el 16/11/18

Lima, 16 de noviembre de 2018. Pese a su condición, tanto los niños como los adolescentes son capaces de identificar cuando se encuentran en situaciones en las que puedan ser víctimas de abuso. De ahí la importancia de que los padres y maestros sean sus guías constantes para que sepan en qué momento sus derechos no son respetados. 

Así lo indicó Analucía Torres Flor, docente del Instituto para el Matrimonio y la Familia de la Universidad Católica San Pablo de Arequipa, quien destacó que, sobre todo, al Estado peruano le interesa, de manera particular, proteger al niño y adolescente por su condición de desarrollo progresivo y situación de vulnerabilidad.

Pero no solo la responsabilidad debe ser del Estado sino más bien de quienes acompañan el crecimiento del niño y adolescente. En ese sentido, es imprescindible que se generen relaciones de confianza con sus padres o los adultos responsables de éstos para que les informen cuando sientan que alguno de sus derechos ha sido transgredido.

“Sin embargo, el problema es grave cuando son los propios padres o tutores quienes violan esos derechos. Para estos casos, es vital el papel del Estado a través de programas y políticas que asistan a los niños, niñas y adolescentes cuyos derechos sean afectados por su entorno más cercano”, agregó la docente.

Y es que, dependiendo del derecho vulnerado, el daño puede darse a distintos niveles. Hay situaciones que ponen en grave riesgo la vida y la integridad física del niño, cuya asistencia inmediata es importante dado que podrían configurarse como delitos.

Para contribuir al conocimiento y salvaguarda de los Derechos del Niño, la docente del Instituto para el Matrimonio y la Familia de la Universidad Católica San Pablo de Arequipa, comparte cinco recomendaciones claves todo padre de familia, tutor y maestro debería considerar:

 

  • Educarlos: La labor de los padres y maestros es esencial. Deben informar y explicar a los niños y adolescentes de manera sencilla y comprensible sobre sus derechos.

 

  • Orientarlos: A que desde muy pequeños tomen conciencia y conozcan sus derechos y también sus deberes en el colegio y en el hogar.

 

  • Respetarlos: El respeto debe ser promovido tanto en el hogar como en la escuela, así como el cuidado y atención a los niños y adolescentes.

 

  • Ser ejemplo: Los niños deben respetar los derechos de otros como ellos. Esto lo aprenden de sus padres y maestros, a quienes los toman como ejemplo de relaciones respetuosas.

 

  • Comunicarse: Mantener una constante comunicación con los menores es de suma importancia para generar confianza con ellos.

 

Finalmente, es responsabilidad de cada ciudadano proteger y cuidar a todo menor de edad y, de ser necesario, acudir a la Defensoría del Niño y Adolescente, que es un servicio gratuito que ofrece el Estado para defender y vigilar los derechos reconocidos a niños, niñas y adolescentes, que funcionan en colegios, bases o asociaciones comunales, organizaciones no gubernamentales y en municipalidades.

Cabe destacar que los derechos del niño son reconocidos no sólo en la Constitución Política del Perú y el Código Civil, sino en el Código de los niños y los adolescentes en el Perú y en el Derecho Internacional de los Derechos Humanos, principalmente en la Convención sobre los Derechos del Niño.