Miercoles, 19 de Septiembre del 2018
turismo


Conoce cómo influye la salud bucal en el rendimiento físico

Publicado el 22/06/18

Lograr mantener una boca saludable es sinónimo de una buena salud general y es que ambos se encuentran directamente relacionados, por lo que es importante que todos y en especial los deportistas, quienes requieren de una mayor exigencia del organismo, mantengan un correcto cuidado e higiene bucal, de lo contrario su rendimiento deportivo puede verse afectado.

 

Los problemas que pueden surgir en nuestra boca son muchos y estos afectan a nuestro bienestar general, por lo que el diagnóstico y el tratamiento a tiempo, evitará problemas en el futuro especialmente en relación al desempeño físico ya que los deportistas pueden cansarse más de lo debido y sufrir una lesión con mayor facilidad.

 

Entre los problemas bucodentales más frecuentes en los deportistas, se encuentran:

 

  • Caries y desgaste dental.La deshidratación, el consumo de alimentos ricos en carbohidratos y el consumo regular de bebidas azucaradas o energéticas, contribuyen a la fermentación y descomposición en la boca con un incremento en la aparición de caries. Así también, los deportes que tienen contacto con agentes químicos como la natación, waterpolo, entre otros, producen mayor deterioro de las piezas dentales.

 

  • Traumatismos dentales.Las fracturas dentales producidas por colisiones y golpes en deportes donde no se usan protectores bucales, causan rotura, malformaciones, pérdidas dentales y faciales que afectan la capacidad y el rendimiento físico.

 

  • Rechinamiento de dientes (o bruxismo). Hábito de rechinar y apretar los dientesde manera inconsciente al dormir, o incluso despiertos, provoca dolor en los músculos de la masticación y desgaste dental. A futuro estos hábitos dañan la articulación que da movimiento a la mandíbula (articulación temporomandibular) en diferentes grados llegando, en casos muy avanzados, a necesitar un tratamiento quirúrgico.

 

  • Dolencias musculares y articulares.Se debe mantener una adecuada higiene bucal, debido a que la placa bacteriana y las infecciones afectan a todo el organismo a través del torrente sanguíneo de la boca, perjudicando a los músculos y articulaciones.

 

Al respecto, la Dra. Jubitza Loayza, Periodoncista y Director Médico de la Clínica Eurodent, indica que es imprescindible el uso de protectores bucales para evitar traumatismos o fracturas dentarias, sobre todo en los deportes de contacto como el rugby, boxeo, artes marciales, baloncesto, entre otros.

 

Factores adicionales que incrementan los problemas dentales, son:

 

-Intensas rutinas de actividad física. Al respirar más por la boca, se produce menos saliva, por consiguiente, se vuelve más acida, lo que puede provocar caries dental y problemas gingivales.

-El estrés asociado a la competición influye en el sistema inmunológico, volviendo al cuerpo más propenso a sufrir de infecciones.

-La presión física como mental puede llevar al deportista a padecer de bruxismo.

-Las enfermedades en las encías o periodontales por lo general no causan dolor y su avance es silencioso, es importante mantener una salud bucal óptima, realizar visitas al odontólogo mínimo cada seis meses para una desfocalización de todos los dientes y encías.

-No medir correctamente el nivel de placa bacteriana acumulado en la boca. Para evitar la gingivitis se debe controlar el nivel de la placa dental y mostrar las zonas de poco cuidado al paciente para fomentar mantener una buena higiene bucal.

-Los ácidos producidos por la placa bacteriana incrementan las posibilidades de tener caries. La aplicación de barniz fluorado permitirá una mayor protección de los dientes por la eliminación progresiva de flúor y calcio en estos.

-La aplicación de sellantes (procedimientos preventivos) bloquea las fosas y fisuras de los dientes.  Esta es la zona de mayor riesgo para el inicio de caries.

-No realizar una correcta técnica de cepillado acompañado de una pasta dental de acuerdo a cada paciente. Es vital para todas las personas, sean deportistas o no, aprender a cuidar su higiene dental para prevenir problemas bucodentales.