Lunes, 25 de Septiembre del 2017
turismo


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Emplearán más de 20 motobombas para retirar agua y lodo de calles de Huarmey

Publicado el 21/03/17

Lima, mar. 21. Más de 20 motobombas serán empleadas para retirar el agua y lodo que se encuentra acumulada en toda la ciudad de Huarmey, en la provincia ancashina con el mismo nombre, que desde el jueves pasado se encuentra sumergida bajo las aguas del río Huarmey.

Así lo informó la ministra de Justicia y Derechos Humanos, Marisol Pérez Tello, representante del Ejecutivo en las provincias ancashinas de Casma, Huarmey, Pallasca y Santa, quien agregó que el fin es atender las emergencias por desbordes a causa de las lluvias intensas.
 
Pérez Tello dijo, además, que desde ayer la ciudad de Huarmey ya cuenta con el servicio de agua potable en algunas zonas de la ciudad, y que este será restablecido por completo en los próximos días.
 
“Ya resolvimos el problema del agua, Huarmey ya tiene agua, no en todas partes, pero ya hay puntos donde pueden tomar agua potable, esto es temporal porque ya viene el grupo electrógeno para restablecer el servicio por completo”, afirmó tras una reunión del COER en Chimbote.
 
Anunció que ya se cuenta con el 90 por ciento del hospital de campaña trasladado hacia Huarmey a fin de poder atender a la población de ese lugar y afirmó que en menos de 48 horas la población de esta zona ya empezará a sentir la ayuda del Gobierno.
 
“El personal está allá para las atenciones, estamos preparándonos, Huarmey va a empezar a sentir el resultado de la acción del Gobierno en las próximas 48 horas”, subrayó.
 
Sobre la seguridad en la zona remarcó que se cuenta con agentes policiales realizando constantes patrullajes, así como también ya han llegado los 43 agentes Sinchis de Mazamari que se habían anunciado. A ellos se suman miembros de las Fuerzas Armadas que también se encuentran dispuestos a resguardar la ciudad.
 
Agregó que la meta fundamental del Estado en este momento es poder recuperar la transitibilidad de las carreteras, en el caso de Áncash, hay cuatro puntos dañados en el tramo de la Panamericana Norte.
 
No obstante, dijo que esta labor es complicada por los huaicos y lluvias que se siguen presentando en la zona y arruinan el trabajo que se avanza con maquinarias.
 
“No es por falta de acción, porque la naturaleza no la contralamos”, subrayó.
 
Por último, la ministra de Justicia pidió calma a la población y dijo que el trabajo para atender la emergencia en Áncash se debe realizar de manera coordinada con los alcaldes de la zona, así como el Gobierno Regional de Áncash.