Domingo, 30 de Abril del 2017


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Estado de Washington demanda al gobierno de Trump

Publicado el 30/01/17

El estado de Washington demandó al gobierno del presidente Donald Trump por el decreto que le prohíbe la entrada a ciudadanos de siete países de mayoría musulmana, una decisión que ha desatado protestas a nivel nacional.

El fiscal general del estado, Bob Ferguson, anunció el lunes la medida judicial, siendo el primer fiscal de un estado en desafiar judicialmente la orden ejecutiva.

Ferguson es uno de 16 fiscales generales de 16 estados de la Unión que el domingo prometieron en un comunicado conjunto recurrir a “todas las herramientas” a su alcance “para luchar contra esta orden inconstitucional, preservar la seguridad nacional y los valores fundamentales de nuestra nación”. En última instancia, los tribunales derribarán el decreto, señalaron.

Ferguson dijo que la demanda, contra Trump y sus principales asesores, será presentada el lunes más tarde en un tribunal federal de Seattle.

Añadió que se buscará declarar varias cláusulas del decreto como anticonstitucionales y aplicar una orden de suspensión contra la implementación de la medida.

“El personal de nuestra oficina estuvo trabajando todo el fin de semana para redactar esta medida judicial”, dijo Ferguson en conferencia de prensa con el gobernador del estado de Washington, Jay Inslee.

“Esta es una medida antiestadounidense, es inapropiada y no prosperará”, dijo Inslee. “La intención de esta orden ejecutiva es clara: de discriminar contra una religión entre todos los hijos de Dios”.

Ferguson dijo que ha estado en contacto con las fiscalías de otros estados pero que por el momento el estado de Washington actuará por su cuenta.

El Puerto de Seattle dijo que todas las personas que fueron detenidas en el Aeropuerto Internacional de Seattle-Tacoma como resultado de la orden de Trump han sido puestas en libertad.

“Esto acabará probablemente ante el la Corte Suprema”, dijo Anthony Romero, director de la poderosa Unión estadounidense de Libertades Civiles (ACLU), en la cadena CNN.

El decreto ley suspende el ingreso a Estados Unidos de todos los refugiados durante 120 días, así como la concesión durante 90 días de visados a siete países de mayoría musulmana con historial terrorista: Libia, Sudán, Somalia, Siria, Iraq, Yemen e Irán. Esto regirá hasta que se establezcan nuevos mecanismos de vigilancia más estrictos.

Fuente: AP/Agencias