Jueves, 8 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Historiadora Carmen Mc Evoy publica libro sobre ocupación durante Guerra del Pacífico

Publicado el 02/08/16

Lima, ago. 2. La historiadora chalaca Carmen Mc Evoy, autora de Guerreros civilizadores, vuelve al tema de la Guerra del Pacífico con Chile en el Perú, presentado en la Feria del Libro de Lima.

Obra se basa en documentación del país vecino del sur. La intelectual dio esta entrevista a la Agencia de Noticias Andina.
 
-Pasa el tiempo y se mantiene el interés en la Guerra del Pacífico.
–Yo creo que el tema de la guerra no se ha resuelto. Cada cierto tiempo aparece con temas como el espionaje o el triángulo terrestre. Todavía no hemos logrado cerrar históricamente la experiencia, volverlo historia. Lo que yo trato de hacer en mis libros es explicar el “cómo” de la guerra.
–¿Ha consultado material en Chile?
–Sí. Ese es el aporte de mis dos libros. Todo el material lo he conseguido en archivos chilenos. Allí es donde encuentro el archivo de la ocupación, en la que se ve cómo surge esa maquinaria.
–Usted señala en su libro que tanto vencedores como vencidos cayeron en una trampa durante la ocupación.
–Han aparecido libros como El estado en la sombra de Juan de la Puente, sobre el Estado peruano durante la ocupación. Lo que hay que hacer es que estos dos libros conversen, y ver hasta qué punto hubo una resistencia política, así como la hubo militar. Eso no quiere decir que no hubiera habido colaboracionismo peruano. Hubo sectores de la sociedad que colaboran con las contribuciones, probablemente porque vieron en ese estado subsidiario cierto orden que les mantenía seguir con sus actividades económicas.
–Un interés de su libro es conocer la otra versión de los hechos.
–La más conocida es la resistencia de la sierra y el gobierno de García Calderón, el gobierno de la Magdalena. Pero lo que no sabemos es el día a día. Cómo se establecen, cómo recaudan impuestos, cómo lo reparten, cuánto se va a Santiago. Una de las cosas que descubro en los documentos es que eso no fue nada fácil. Yo planteo que una ocupación es un hecho dramático. Esto hay que verlo como un fenómeno político.
 
–Lo que plantea es que del lado de Chile también hubo polémica.
–Exacto. La ocupación no era una necesidad histórica. Ellos hubieran querido firmar la paz en Tacna. El decidir quedarse genera la polémica en Chile.