Sábado, 3 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Padres con súper poderes: equilibran el trabajo con la familia

Publicado el 14/06/16

En tiempos donde los Súper Héroes como Iron Man, Capitán América, Batman y Superman están a la orden del día, no podemos olvidarnos de los Súper Héroes de la vida cotidiana: los papás. Pero, ¿cuáles son sus verdaderos súper poderes?

En la actualidad, la dinámica familiar no es la misma que hace unos años. Hoy los padres y las madres trabajan y, a la vez, están enfocados en el cuidado de los hijos y en estar constantemente involucrados en su crianza. Y tanto los padres como las madres, se esfuerzan por compatibilizar todas sus actividades para estar más cerca de la familia.

Entrega de reportes, encuentros con los clientes, diseño de presentaciones de nuevos productos, reuniones de padres en el colegio de los chicos, llevar a los chicos a Danza, clases de inglés o entrenamiento de fútbol son algunas de las tantas actividades que pueden formar parte de sus agendas. Es precisamente ahí donde radica el súper poder del papá moderno: equilibrar el trabajo y la familia.

Las empresas no pueden ignorar esta realidad, y deben adaptarse a las necesidades de sus empleados. Es por esto que buscan generar nuevas formas de trabajo más flexibles, que les permitan a los trabajadores balancear su vida personal con su vida laboral.

En este contexto, las tecnologías de movilidad empresarial y virtualización pueden contribuir a que logren este anhelado balance. A través de la virtualización de escritorios, los padres pueden incorporar políticas de jornadas laborales más flexibles, que les permitan trabajar desde sus casas con la misma comodidad y seguridad que si estuvieran en la oficina; mientras que la virtualización de aplicaciones y la administración de dispositivos móviles (MDM), les brinda la posibilidad de utilizar cualquier dispositivo móvil autorizado para llevar a cabo sus actividades laborales y, a la vez, mantener la información de la compañía resguardada.

Estos padres súper poderosos pueden trabajar remotamente, y así tener la posibilidad de compartir su tiempo con la familia. Además, el trabajo remoto contribuye a que exista un equilibro en la división de las tareas del hogar: no sólo le permite al padre estar más involucrado en el día a día del hogar, sino que también brinda la posibilidad a las madres de dedicarle el tiempo que corresponde a su trabajo.

En el día del padre, no existe un mejor regalo que el de poder pasar más tiempo con los hijos, y las organizaciones tienen a su alcance la posibilidad de fomentar formas de trabajo que lo permitan.