Sábado, 10 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

MEF: Derogación de Ley de Contrataciones por el Congreso significaría un retroceso

Publicado el 20/04/16

Lima, abr. 20. La propuesta para derogar el reglamento de la ley de contrataciones públicas, por parte de la Comisión de Economía del Congreso, crearía un vacío legal y significaría un retroceso en el proceso de compras que realiza el Estado y que ahora cuenta con los estándares internacionales, manifestó hoy el viceministro de Economía, Enzo Defilippi.

Manifestó que esta propuesta por parte del Parlamento, tiene como objetivo “perforar reformas” y generar “problemas de menor recaudación o mayores gastos en la caja fiscal”.
“Imagínate que deroguen un reglamento, ¿qué vas a tener?, no tendrás reglamento, no tiene ningún sentido, ¿qué hacemos con toda la capacitación que hemos hecho para el uso de este reglamento?, se produciría un vacío legal y se regresaría a la anterior (reglamento), pero ya tendrías una ley, sería un retroceso”, dijo a TVPerú.
En ese sentido, precisó que no existe un argumento técnico que justifique derogar un reglamento que está funcionando y generando mejoras, que, además, se hizo con los estándares de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), con apoyo del Banco Mundial (BM) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
“Ellos (los organismos multilaterales están encantados porque es un buen proyecto, un buen cambio, no solo un cambio de ley, sino un cambio de paradigma de cómo se hacen las compras acá en el Perú”, aseguró.
El viceministro consideró falsas las quejas contra la ley, las cuales sostienen que hace más difícil los procedimientos.
“Todos los criterios que se usan para comprar son los mismos, los estándares de compra son los mismos, lo único que se ha hecho es simplificar el proceso de la compra. Cómo ocurre en el sector privado, la compra es más sencilla en el privado, no es el estándar, no es que hoy hay que seguir 50 criterios para comprar algo y mañana al que compra se le ocurrirá cambiarlos, eso es imposible”, añadió.
Anterior
Defilippi recordó que anteriormente existía un régimen “súper formalista” que se enfocaba “en el papelito y en el detalle”, descalificando las propuestas que podrían ser beneficiosas.
“El número de propuestas válidas por proceso pasó de 4.8 a 1.9 entre el 2008 y el 2015. Esta (nueva) ley y el reglamento que se publicó el año pasado, lo que busca es hacer más flexible el sistema de contrataciones, simplificar pasos y no enfocarse no en el procedimiento sino en el objetivo que es comprar bien y mejor obras, bienes y servicios”, explicó.
Mejoras
Indicó que esta ley pudo entrar en vigencia desde la mitad del año pasado, pero podría haber generado problemas en los sistemas de compra, por lo que “nos tomamos un tiempo más para capacitar al personal para que el nuevo régimen entre desde enero de 2016”.
“Entre enero y marzo el sector público peruano ha comprado por alrededor de 1,200 millones de soles, en igual periodo del año anterior fue 900 millones, por lo tanto no se puede argumentar que este cambio, que facilita, que mejora el sistema sea contraproducente, al contrario, al tener menos regulaciones, reduces los espacios para la corrupción”, indicó.
Adelanto
En otro momento, refirió que se redujo, en el caso de obras de construcción, el adelanto de 60 a 30%, al darse cuenta que “se ruleteaba” con el dinero, pero que se consideró que el 30% era “suficiente”.
“30% en el caso de obra es el estándar y esta cifra viene como consecuencia de un análisis, nosotros hemos ido a la comisión del Congreso y los técnicos de este grupo de trabajo nos han dicho que están de acuerdo con nuestra posición”, sostuvo.