Jueves, 8 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

El Patrimonio Mundial Natural mantiene a millones de personas pero está amenazado en todo el mundo

Publicado el 14/04/16

Casi la mitad de todos los sitios del Patrimonio Mundial Natural están amenazados por actividades industriales dañinas, de acuerdo con un nuevo informe de WWF. Estos sitios proveen servicios vitales para las personas y el ambiente natural, pero están en riesgo a escala mundial debido a actividades como la exploración de gas y petróleo, la minería y la tala ilegal.

El informe, realizado para WWF por Dalberg Global Development Advisors, muestra cómo los sitios del Patrimonio Mundial natural contribuyen al desarrollo económico y social al proteger el medio ambiente, pero también detalla los fracasos a escala global para proteger estas áreas de valor universal sobresaliente.

Según este estudio, 114 sitios del Patrimonio Mundial natural y mixto, de los 229 existentes, tienen concesiones de gas, petróleo o minería en áreas que se solapan con sus territorios o están amenazados por al menos otra actividad industrial dañina.

“Los sitios del Patrimonio Mundial deberían recibir los niveles más altos de protección y, sin embargo, generalmente no somos capaces de salvaguardar esta importante parte de la superficie de la Tierra”, afirmó Marco Lambertini, Director General de WWF Internacional. “Todos estamos de acuerdo en que estos son algunos de los lugares más valiosos y excepcionales del Planeta; ahora necesitamos trabajar juntos para permitir que estos sitios sigan proporcionando bienestar a las personas y la naturaleza”.

Más de once millones de personas – una población mayor que la de Portugal – dependen del agua, los alimentos, el albergue y las medicinas que les proporcionan los sitios del Patrimonio Mundial, y que se podrían ver afectados de manera negativa por los impactos de actividades industriales dañinas llevadas a cabo en gran escala.

Los sitios del Patrimonio Mundial podrían desempeñar un papel clave para que estas personas y comunidades de todo el mundo puedan alcanzar los objetivos globales de desarrollo sostenible acordados el año pasado por los estados miembro de las Naciones Unidas. De acuerdo con el informe, el 90 por ciento de los sitios del Patrimonio Mundial dan empleo y beneficios que van mucho más allá de sus fronteras.

“Tenemos que abrir los ojos y reconocer que no solo es cierto que las personas protegen estos sitios, sino que estos sitios protegen a las personas. Los gobiernos y las empresas necesitan dar prioridad al valor a largo plazo y no a las ganancias a corto plazo, y respetar el estatus de estos lugares maravillosos”, comentó Lambertini. “Debemos alejarnos de las actividades industriales dañinas y centrarnos en alternativas sostenibles que aumenten el valor de los sitios del Patrimonio Mundial y los beneficios que proporcionan”.

El estudio, Proteger las Personas a través de la Naturaleza: Sitios del Patrimonio Mundial Natural como Impulsores del Desarrollo Sostenible, también muestra que más del 20 por ciento de los sitios del Patrimonio Mundial natural están amenazados por múltiples actividades industriales dañinas.

En un ejemplo citado en este informe se muestra cómo el Sistema de Reservas de la Barrera del Arrecife de Belice, está amenazado debido a la construcción insostenible en el litoral, la tala a gran escala de los manglares, la escorrentía agrícola dañina y la probabilidad de exploraciones petroleras dañinas. Estas amenazas ponen en riesgo el bienestar de 190.000 personas – la mitad de la población de Belice.

“Conservar el medio ambiente no limita las oportunidades económicas, sino que nos permite construir de manera sostenible sobre la base de este capital irremplazable”, declaró Roberto Troya, Director para América Latina y el Caribe de WWF. “Las amenazas a los sitios del Patrimonio Mundial en lugares tan diversos como Belice, España y Tanzania demuestran que los riesgos están en todas partes y demandan que aunemos esfuerzos para proteger estas áreas esenciales.”

Entre las medidas mencionadas en el informe, WWF pide al sector privado que se comprometa on el principio de no intervención para abstenerse de realizar actividades que puedan degradar los sitios del Patrimonio Mundial. También se debe negar financiación a proyectos que incluyan actividades industriales dañinas en los sitios del Patrimonio Mundial o a las compañías que los realizan.

Los gobiernos nacionales deben garantizar que no se permitan actividades industriales dañinas en los sitios del Patrimonio Mundial o en áreas que los pudieran afectar de manera negativa. Los gobiernos deben someter a las empresas multinacionales que tengan sede u operen en sus territorios, a los más altos estándares de responsabilidad y administración corporativos.

Los sitios del Patrimonio Mundial cubren aproximadamente el 0,5 por ciento de la superficie de la Tierra. Estos sitios sostienen unos de los ecosistemas más valiosos del Planeta, y contribuyen a las economías a través del turismo, el recreo y la exportación de recursos, al tiempo que alberga especies amenazadas y ayuda a contrarrestar el cambio climático.

El informe de WWF establece cinco principios globales que son fundamentales para el buen manejo de los sitios del Patrimonio Mundial. Estos principios –valoración, decisiones de inversión, gobernanza, formulación de políticas y observancia –pueden ayudar a las personas encargadas de tomar decisiones a lograr un equilibrio apropiado y equitativo entre conservación, sostenibilidad y desarrollo, y reducir las amenazas a nuestro Patrimonio Mundial compartido.