Sábado, 3 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Volver al futuro 2: diez predicciones acertadas y no tan acertadas del 2015

Publicado el 21/10/15

El 21 de octubre del 2015 es la fecha señalada para todos los fans de la trilogía de Volver al futuro. Esta es la fecha en que Marty McFly llega en su viaje en el tiempo, en la segunda película de la saga.

La película se ha convertido en un clásico. Su director, Robert Zemeckis, y Bob Gale, el guionista, no hicieron sólo una película de gran éxito comercial, sino que también tuvieron una gran visión futurista, y en 1989 fueron capaces de predecir ciertos fenómenos que han ido sucediendo en la época actual.

Sinceramente, es imposible predecir lo que va a pasar 26 años más tarde con total precisión, por lo que podemos perdonarles que algunas de las predicciones de Volver al futuro 2 no se hayan vuelto realidad.

1. Las televisiones dominan el mundo

Quizá, el error más evidente es la ausencia del omnipresente Internet.

En 1989 el correo electrónico, los nuevos grupos, las salas de chats… eran símbolos del mundogeek, apartado de la gente normal y del mundo de los negocios. No es de extrañarse que los creadores de la película, en sus intentos por imaginar el desarrollo tecnológico de los próximos 26 años, no tuvieran esto en cuenta. ¿Quién iba a saber que la vida actual sería así?

Sin embargo, el fenómeno de la televisión, que tanto Zemeckis como Gale conocían bien, sí está representado con bastante precisión:

Grandes televisores de pantalla plana en todas partes: presente.

La gran popularidad de la imagen en 3D: presente.

La posibilidad de ver simultáneamente varios canales de televisión no es nada nuevo hoy en día (¡algo bastante inverosímil en 1989!).

Hologramas proyectados en espacios abiertos… Aún no se ha conseguido, pero está cerca: ya hay muchos prototipos en marcha.

¿Tiburón 19? Esta película aún no se ha lanzado (sin embargo, el reparto no ha podido resistir la tentación y lanzaron un tráiler especial para conmemorar esta fecha). No obstante, este pequeño acercamiento hacia una precuela/ secuela/ o algún derivado divertido de la película no puede pasar desapercibido, ¿verdad? Basta con que alguien se anime a producir una trama decente.

2. Un mundo libre de smartphones

Otra cosa que no consiguieron predecir en Volver al futuro 2 tiene que ver con el tema de los teléfonos móviles y el uso personal de algunos artilugios. Aunque sí hay pequeños acercamientos a algunos conceptos tecnológicos disponibles en la actualidad: la cámara con efecto prismático de Doc, el uso de tablets para firmar peticiones, gafas con grabación de video… Todo esto, a su vez, convive con las obsoletas cabinas de teléfono y una gran cantidad de medios en formato papel, en general, no se parece a nuestra realidad actual.

El papel actual de los dispositivos de comunicación en Volver al futuro estaba a cargo del fax, que estaba tan de moda en los años 80 y está cada vez más en desuso hoy en día.

Sin embargo, el fax que emite la notificación de despido de Marty se considera como un precedente del paradigma multipantalla actual.

El fracaso en la predicción de la existencia de los smartphones se equilibra bastante con lo realista que se muestra el videochat. Por ejemplo, la leyenda que aparece en la parte inferior de la pantalla haciendo referencia a las aficiones y los nombres de los hijos del interlocutor sí tiene alguna conexión con los perfiles modernos de las redes sociales.

La escena de la cena en la que los niños ignoran por completo a su familia porque están muy distraídos con sus gafas de vídeo, es una situación muy cotidiana en la actualidad, quizá Google debería volver a ver esta escena para sus Google Glass, no en el sentido literal.

3. ¿Por qué no podemos volar?

Buen trabajo hasta la fecha, Zemeckis, pero te pasaste un poco con todos esos coches voladores y rutas aéreas.

Las empresas como Terrafugia and AeroMobil siguen prometiendo lanzar vehículos económicos que combinen cómodamente el manejo por rutas terrestres y aéreas. Todos los intentos han sido inútiles y, año tras año, se ha ido retrasando el lanzamiento comercial de este tipo de vehículos. Así que, por desgracia, no podremos conseguir en un futuro cercano un coche volador por el módico precio de 39,999.95 dólares.

Zemeckis sí acertó con toda la histeria que hay sobre los drones. Por ejemplo, la escena del fiasco de la pandilla de Griff del que informaba de forma instantánea un reportero automático del periódico USA Today, es algo muy común hoy en día. Aunque los medios de comunicación actuales aún no han empezado a emplear drones de control remoto, esto podría ponerse de moda en un futuro cercano.

Curiosamente, el informe sobre el destrozo de la oficina del alcalde fue redactado palabra por palabra por una “Compu-Fax”. Buena predicción: los robots ya escriben noticias reemplazando a los periodistas normales, y éste es sólo el principio.

4. El reemplazo de cuerpos

De momento, sólo podemos imaginar las clínicas de rejuvenecimiento, para reemplazar órganos (como en el caso de Doc) o para hacer que parezca que tienes 17 años cuando en realidad tienes 47. Por supuesto que la ciencia ha avanzado mucho en esta dirección, pero lo ha hecho mucho más despacio de lo que nos gustaría.

bttf-1

En cuanto a la ciborización, Zemeckis y Gale creyeron que ocurriría muy pronto y todavía el progreso en este área está bastante estancado. Sin embargo, aunque son poco comunes, sí existen las prótesis de mano electrónicas y las prótesis oculares.

5. Los robots en el trabajo

La idea de una justicia automatizada que emita un veredicto en cuestión de minutos suena bastante alentadora. Sin embargo, la codicia de los abogados y las largas audiencias judiciales que duran años seguirán existiendo en las próximas décadas.

En cuanto a los puestos de trabajo de bajo perfil, las personas podrían ser sustituidas por robots en cuestión de tiempo. Los hoteles, hospitales, restaurantes de comida rápida… ya están experimentando con la automatización de ciertos roles humanos.

Si bien aún no tenemos contenedores de residuos totalmente automatizados, ya tenemos esos geniales robots aspiradores. Además, ya dominamos perfectamente la técnica para hacer nuestro pedido en una caja automática en restaurantes como McDonald’s o el Chili Bar & Grill, tan sencillo como pedir una Pepsi en el Café de los 80.

6. Qué día tan perfecto 

No rechazaríamos la existencia de partes meteorológicos que predicen que dejará de llover con un segundo de precisión. En 26 años, los meteorólogos han hecho muchos avances significativos, sin embargo, los superordenadores y las avanzadas herramientas de modelado multifactorial todavía tienen sus fallos de vez en cuando.

La biometría fue una gran visión de futuro. Los personajes usan normalmente sus huellas dactilares para abrir las puertas, bueno, ¿quién iba a saber que se utilizaría este tipo de tecnología para desbloquear un smartphone hoy en día?

7. Un ¡hurra! para el chef

Las pizzas deshidratadas, que aumentan en tamaño en cuestión de segundos cuando se introducen en un hidratador de alimentos siguen siendo una cuestión del futuro lejano. Los alimentos para el microondas son muy populares hoy en día, pero no están tan avanzados. Por el contrario: hay una clara tendencia a elegir alimentos orgánicos sanos (o al menos eso parece).

Siguiendo con un tema muy relevante acerca del hogar, alabamos a los creadores de la película por predecir de forma precisa los controles de voz en la electrónica del hogar (en la escena con un dispensador de frutas Garden Center).

8. Sobrevolando sin motores

El Monopatín es, con diferencia, el artilugio más codiciado de Volver al futuro 2. No es de extrañarse que este aparato fuera tan explotado en la cultura popular durante 26 años.

En 2012, Mattel produjo una hermosa réplica, que, por desgracia, no podía volar.

El prototipo de Lexus sí que flota en el aire. Pero solo flota si está colocado justo encima de una plataforma metálica, y solamente durante diez minutos. De todas formas, el producto no está destinado a su venta, sólo ha sido una cuestión para exigir derechos.

bttf-hoverboard

El Monopatín de Hendo tampoco puede volar por todas partes, y no cuenta con un tiempo de batería largo. Además, cuesta aproximadamente 10,000 dólares, así que un estudiante no se lo podría comprar.

Existe un aparato llamado Mr. Hoverboard que conecta cuatro aspiradoras Black & Decker a un tablero. El aparato resultante es mucho más barato que el de Hendo y es capaz de levantar 70 kilos. Aunque sigue sin parecerse ni remotamente a un verdadero Monopatín.

I giochi che non richiedono l’uso delle mani fanno l’occhiolino alle diavolerie moderne dei giochi di oggi.

9. La batalla con las agujetas

En cuanto a la ropa, el futuro de la película también superó de alguna manera a la realidad. La chamarra que se ajusta a la talla del que la lleva con la función de secado integrado, los tenis Nike MAG que se autoabrochan, los jeans gastados que se llevan al revés, la terrible doble corbata y otros inventos atrevidos de Zemeckis y Gale están aún por verse en el futuro.

Obviamente, el caso de las agujetas es el más probable. Se trata de un proyecto de marketing de Nike a largo plazo y que la empresa nunca ha dejado de lado. En el 2011, la réplica de los tenis de la película se vendió como una edición limitada (sin embargo, tenía agujetas normales). La empresa tiene varias patentes de agujetas automáticas, y se espera una versión totalmente funcional de los Nike MAG para finales de año.

10. Yendo termonuclear

Mientras que todavía tenemos la esperanza de vivir para ver coches voladores en un futuro, los reactores termonucleares personales (Señor Fusión) siguen siendo cosa de ficción.

En lugar de contar con una tecnología y una potencia exageradas, optamos por la eficiencia y el ahorro energético. Dudo que Gale y Zemeckis se imaginaran el estilo de vida del héroe actual, el creador de la solución nutritiva Soylent, Rob Rhinehart. Entre sus tantas excentricidades, dejó de usar la red eléctrica externa para satisfacer sus modestas necesidades eléctricas con baterías solares.

No hay nada que contrarreste los reactores termonucleares entre las cosas existentes, aparte de las botellas de Pepsi Perfect, lanzadas en una edición limitada de 6500 piezas para la fecha especial. Pero, junto con las agujetas Nike, forman parte de las “trampas del mercado”.

En general, podría parecer que los creadores de Volver al futuro 2 no hicieron tantas conjeturas precisas. Por otro lado, como Bob Gale admitió en una entrevista reciente, nunca tuvieron la intención de predecir el futuro, simplemente formaba parte de la diversión. Sin embargo, accidentalmente le dieron forma a las realidades del futuro, aunque fuera mera coincidencia.

Send to Kindle

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *