Viernes, 2 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Francisco: primer pontífice en pronunciar discurso ante el Congreso de EE.UU.

Publicado el 24/09/15

Washingtonk, set. 24. El papa Francisco llega al Congreso de Washington y es el primer pontífice que presenta un discurso ante las dos cámaras del Congreso, hito en la historia estadounidense.

Francisco ahondará en el acercamiento entre Washington y La Habana y el ambiente: dos temas que causan expectativa en los adversarios republicanos de Obama que controlan el parlamento.
Para su discurso ante el Congreso, el primero para un papa, más de 500 diputados y senadores se aglomerarán en el hemiciclo de la Cámara de Representantes junto a magistrados de la Corte Suprema y miembros del Ejecutivo, entre ellos el vicepresidente Joe Biden.
Francisco hará su entrada a la cámara poco después de las 14:00 horas locales. Su discurso en inglés durará unos 40 minutos.
Para Francisco, muy crítico con los excesos del capitalismo, que condena a los fabricantes de armas y a la industria petrolera y minera, será un reto hablar ante un congreso dominado por los republicanos.
Sin embargo es esperado por el Congreso, donde es admirado a pesar de las importantes divergencias que mantiene con la mayoría republicana en temas como el clima, inmigración o capitalismo.
La inmigración fue un de los temas dominantes el miércoles. Una pequeña niña, Sophia Cruz, captó la atención de los medios tras lograr acercarse al papa y entregarle una carta en la que le pide interceder ante Obama y el Congreso por la regularización de los indocumentados.
 
Entre los parlamentarios estadounidenses, solo 30 por ciento son católicos, pero nueve de cada diez son cristianos, y el papa es admirado tanto por demócratas como por republicanos. Las sesiones en el Congreso comienzan invariablemente con una oración y la inscripción “In God we trust” (“En Dios confiamos”) está gravada a lo alto del hemiciclo.
Y cada partido toma tajada de las posturas del pontífice, el primero proveniente del continente americano.
Los demócratas aplauden sus palabras contra el “divino mercado”, sus llamados a luchar contra el cambio climático y dar la mano a los inmigrantes, al tiempo que Estados Unidos debate la suerte de los millones de indocumentados provenientes de México y América Central.
 
Los conservadores, por su lado, defienden el matrimonio tradicional y rechazan el aborto, dos temas en los que se alinean con la Iglesia católica, en momentos en que el matrimonio homosexual fue legalizado por la Corte Suprema en junio y el derecho al aborto gana terreno.
Después de presentar su discurso ante las autoridades estadounidenses se estima que usará un balcón para saludar a una multitud que podría superar las 50, 000 personas. que accedieron a los pies de la colina del Capitolio  con pases sorteados por distintas instituciones. Esta es la última oportunidad de ver de cerca al papa en la capital estadounidense, después de su recorrido en papamóvil el miércoles.
Luego se reunirá con representantes de grupos católicos de caridad, antes de trasladarse a Nueva York y finalmente viajará a Nueva York para la Asamblea General de la ONU y a Filadelfia, donde presidirá este fin de semana un encuentro mundial de familias católicas, en presencia de un millón y medio de personas.