Domingo, 4 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Crónica: Brindando con una copa fuera de casa

Publicado el 24/08/15

Cristal asegura su boleto para el Play Off final al ganar el Torneo Aperura

Hasta el día miércoles se habían vendido la mitad de las entradas para este partido, el Ministerio del Interior sellaba el documento final para confirmar la presencia de resguardo policial para evitar disturbios durante este encuentro deportivo donde Cristal se haría acreedor de título del Apertura con solo empatar. Mucho se habló durante la semana, amenazas de hinchas desadaptados, dirigentes menospreciando un torneo apertura exigiendo que no se podía dar una vuelta olímpica por no ser un título nacional, y hasta jugadores de otros equipos que intentaban poner presión sobre los rimenses, Cristal tenía que demostrar no solo a su hinchada si no al resto que era el equipo que merece el campeonato por sus actuaciones que pasaron de ser duramente criticadas hasta ser para los hinchas del extremo un ejemplo de equipo por la fuerza y el empuje que pusieron en el campo durante los últimos partidos. El Monumental de Ate no estaba completamente lleno como se esperó, los hinchas de Cristal se reunían en el barrio de La Florida donde saldrían varios buses rumbo al estadio de Universitario, la cita era muy temprano y los hinchas estuvieron presentes para algo que era muy previsible, a pesar de que en Lambayeque, Melgar tendría una tarea demasiado difícil, los bajopontinos estaban seguros de un resultado positivo y es que un solo empate permitirían a los celestes celebrar en una chancha ajena, eso no pasaba por su cabeza.

Los once de Cristal estaban listos para una final, al frente tendrían muchos jugadores suplentes pero en Universitario la garra que ponen los equipos A, B o C siempre es la misma, y ya habían demostrado su grandeza en el campo hace dos fechas. Al final Luis Fernando Suárez puso una mixtura, un equipo con varios hombres del primer equipo como el “oreja” Flores, Andy Polo, Germán Alemano y José Carvallo, el resto está mentalizado en enfrentar a Defensor Sporting por la Copa Sudamericana esta semana, Universitario le dio vuelta a la página por ahora al torneo local, saben muy bien que avanzar mucho en este torneo internacional les servirá para una pronta reconciliación con los hinchas merengues. El equipo crema era consistente, Páucar y Siucho son las armas más jóvenes, el primero de ellos un volante con mucha marca que intentó anular a Lobatón, tarea muy difícil, la dupla defensiva Duarte y Maelo Reátegui tuvieron algunos problemas para neutralizar a Blanco, pero no fue lo mismo con el cholito Ávila, el bajo rendimiento del pequeño delantero de Cristal fue bien leído por los defensas rivales, y hasta Carvallo le ahogó el grito de gol en un par de ocasiones, en la banda derecha no cabe en duda mencionar que Diego Chávez fue fundamental para cerrar la salida por ese sector, un partido estructurado para priorizar el aspecto defensivo, adelante solo contra el mundo estaba Alemano, y por detrás era seguido por Roberto Siucho, los cremas tuvieron solo algunas llegadas al arco de Penny, la elaboración era muy difícil mientras que pasaban los minutos y la ansiedad crecía, a Luis Fernando Suárez no le importaba mucho este juego como para proponer que sus delanteros vayan a meter en un campo a Cristal, mientras que en Lambayeque se daba el resultado favorable para los rimenses, Juan Aurich ganaba hasta ese momento dos a cero.

Un partido excelente el de Horacio Calcaterra, el argentino fue un tapón más en el medio campo, aunque pudo jugar ofensivamente por momentos, inclusive puso un pase gol a Irven Ávila que pudo terminar en gol. Sporting Cristal y sus hinchas encontraron la desazón cuando se enteraron que las cosas habían cambiado en Lambayeque, de un momento a otro, Melgar se recuperó y le volteo el partido a los dirigidos de Roberto Mosquera, las cosas en el Monumental se ponían color de hormiga, pero Cristal con calma e inteligencia pudo aprovechar del buen toque de balón para tener el dominio del balón, los minutos llegaban a su fin y todo hacía indicar que no cantarían goles en el estadio, solo los que existieron en el norte del país se podían gritar, llegaba el final y los celestes llenaron de algarabía un escenario de color crema.

Así Cristal logró lo que hasta ahora ningún equipo peruano logró, celebrar un título en el coloso de Ate, alzar una copa significativa y gritar a los cuatro vientos que es campeón otra vez a pesar de todo lo que dicen, como dedicatoria en tarjeta grande para la dirigencia de Real Garcilaso, de los que menosprecian el juego rimense y los que mencionaron que cristal hubiera tenido miedo si los jales o equipo completo de la U se enfrentaba a ellos, Cristal es un justo campeón pero solo es un pedazo grande del pastel, el título nacional es el próximo objetivo y al menos ya consiguió el ansiado boleto.