Sábado, 3 de Diciembre del 2016


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Malos comerciantes de mercado central de Comas, roban en el peso de productos de primera necesidad

Publicado el 22/06/15

La Municipalidad de Comas realizo un operativo de control de balanzas en su concurrido Mercado  Central,  donde logró comprobar que más de un centenar  de ellas estaban  adulteradas y robaban en el peso  a las amas de casa que diariamente concurren a este centro de abastos.

El control se inició a las 9.30 de la mañana, cuando efectivos de la Policía Municipal y Seguridad Ciudadana ingresaron a la sección de venta de carne, donde se pudo comprobar que malos comerciantes  engañaban a sus clientes, adulterando sus balanzas en perjuicio de varias amas de  casa, que a esa hora hacían cola por adquirir sus productos, las balanzas eran manipuladas para sustraer entre medio y tres cuartos de kilo, incumpliendo  con las especificaciones de peso y están afectando directamente al bolsillo de todos los  consumidores.

Los comerciantes que manipularon así su herramienta de trabajo están incurriendo  en el delito de orden económico, en la modalidad de adulteración en el peso, agraviando así a sus numerosos clientes.

En futuros operativos se solicitará la participación  de representantes  del Ministerio Público, debido a que está comprobado que los malos comerciantes están incurriendo en un delito de apropiación ilícita en agravio del público, pudiendo  ser denunciados ante el poder Judicial para que se impongan las sanciones penales  que correspondan.

La Municipalidad de Comas ha instalado tres balanzas en cada uno de los 34 mercados  que existen en el distrito, donde los propios  compradores  puedan  controlar al vendedor, verificando el peso exacto de los productos que adquieren y si de comprobarse que han sido estafados pueden hacer la denuncia ante el Policía Municipal que permanente trabaja en estos mercados y el mal comerciante sea multado.

Los vecinos felicitaron la iniciativa municipal por realizar este tipo de trabajo de control, señalando uno de ellos que había comprado dos kilos de papa y que al pesarlo con  la balanza municipal, le habían robado 400 gramos y que cuando fue a reclamar, la vendedora le dijo que una vez que sale la mercadería, no hay derecho a reclamo, acciones que las autoridades ediles se comprometieron en cambiar.

Temas: ,