Conmigo llegará la igualdad | Serperuano.com
Sábado, 18 de Agosto del 2018
turismo


Conmigo llegará la igualdad

Publicado el 15/02/11

Quién lo podía imaginar, una mujer de casa, que sabe de necesidades, emprendedora y de grandes retos, hoy aspira a la presidencia de la República, muy aferrada a sus principios y lealtades a las agrupaciones que representa. La pequeña gran madre coraje, como la conocen por estos días, es la nueva figura del ámbito político, representando a su partido Fuerza Nacional. Ella es Juliana Reymer, quién nos recibió en el calor de su hogar para decirnos por qué quiere llegar a Palacio de Gobierno.

-Juliana, ¿se dice que el Perú está bien?

“Si, pero el ciudadano de a pie dice lo contrario. Los que están bien son los grandes grupos conectados con el poder, la de toda la vida. No llega el crecimiento a la gente de abajo, ni las necesidades básicas. No hay igualdad, el piso no está parejo.”

-¿Por qué no postulaste a congresista?

“Quiero aportar a mi país con cambios estructurales a otros niveles. En el congreso hay mucha palabrería. Desde el 2,004 lo tengo claro, como gestora de profesión, cómo se debe fiscalizar al ejecutivo.”

¿Qué piensas de la capital, que es dónde se encuentra el mayor porcentaje de votantes?

“La conozco como la palma de mi mano. Y no te olvides que llegué desde Casma muy chica. Y muy dolida acompañando a mi madre, con cáncer al seno, aún así trabajando en el Restaurant de Tortugas. Fue una etapa muy dura, recuerdo que mamá me dijo, “La vida es una lucha constante, estudia hija y mira siempre adelante. El tiempo le dio la razón.”

-Te relacionan con los ambulantes. ¿Qué opinas al respecto?

“Uno nunca debe olvidarse de sus raíces. A mucha honra, yo fui una digna ambulante, trabajando de sol a sol en La Malvinas. Por eso defiendo con todos los intereses y derechos del gremio. Desde dirigente de Campo ferial, de Pymes, en una constancia de formalización y de coordinación nacional.”

-Y tu representación es a nivel internacional.

Lo hago con la mayor convicción desde el BID, como aliada para América Latina, comprometida en los programas sociales, sobre todo de implementación. Es una responsabilidad especial ser vocera en el tema de cambios climáticos. Desde el 2,005 estoy inmersa en aportes de capacitación tantos en asuntos naturales como sociales, mediante la UNESCO. Como becaria, busco el liderazgo indígena, el desarrollo de la economía rural. Me considero y consideran una “Chola capacitada” y no de ahora.”

¿Cuáles son los principales problemas que sientes desde la calle?

“No hay, no está consolidado la estructura del estado. Por eso no satisface a la gran mayoría. No hay respeto ni aplicación a las leyes básicas, como laboral. Por eso, le daré prioridad a una nueva ley de trabajo, con beneficios efectivos tanto al sector público como privado. No hay capacidad de gestión, los recursos naturales no son tratados ni administrados con sentido común, de utilidad e interés para el país.”

-Hablemos ahora de la corrupción, el alcoholismo y violencia en el hogar que campea por estos tiempos.

“La corrupción, ahora es una vergüenza nacional, se dan desde los más altos niveles, con cuello y corbata. Entonces, qué ejemplo van a seguir la población. Y el nido está en el ámbito político, por eso hay que entrar, mantenerse y salir con las manos limpias. En cuanto al alcoholismo, hay que mirar más a la “Promoción de salud”, falta una ley más direccionada en el sector Salud. No solo es inaugurar hospitales, tener stock de medicinas, sino estamos hablando de salud mental para lograr la estabilidad mental de la persona. Prevenir y se bajará el índice de alcoholismo en el país.”

“Un mea culpa. La madre de familia, la mujer debe estar más dispuesta para no criar hijos violentos, no solo es darle comida, buena ropa, sino también mucha afectividad, cariño, dedicarle más tiempo desde pequeños. Y denunciar toda violencia, pese a quien le pese.”

-Juliana, tú que has viajado como representante de notables grupos, ¿cómo es el trato a los peruanos en el exterior?

“No tienes idea, cuánto se lucha por conseguir tus objetivos, de conseguir apoyo oficial de nuestras autoridades. Hay que tener suerte para que nuestros cónsules te atiendan. Parecen lords, están en otra dimensión. Lo he comprobado en Madrid, Paris, Viena, Munich. Es que esos puestos son favores políticos, de amigotes. Por eso, exigiré que nuestros representantes sean rigurosamente de carrera diplomática, con sensibilidad e identidad nacional.

-Hay un tema ineludible: La religión en el Perú.

“Hay una fe indiscutible con Dios. Así lo entiendo y entendemos dentro y fuera de todo ámbito estructural. Asistimos a todas las iglesias con profundo respeto. Hablar de Dios, es hablar de honestidad, de respeto a la ley, a la democracia. Le pido siempre misericordia a Dios, por mi Perú, que me utilice para su obra con mis hermanos, con los que más necesitan y menos tienen.”

Juliana, nos atendió con toda su grandeza humana. La especialista de transparentes microcréditos, microfinanzas, de trascendentes bonos comunales, está rumbo a Palacio de Gobierno. Mientras tanto, como país democrático decimos que el pueblo decide con su voto quien será nuestro próximo presidente.

Por Marcos Mendoza