Viernes, 18 de Octubre del 2019
turismo


Advierten riesgo de abrir e-mail de desconocidos o publicar fotos en redes sociales en Año Nuevo

Publicado el 31/12/10

Abrir correos electrónicos de remitentes que solo consignan su nombre o de supuestos contactos que tienen cuentas distintas a la registrada, pero que en realidad esconden virus o programas que roban información, así como publicar información y fotos en las redes sociales que pueden ser utilizadas por extorsionadores, son algunas de las amenazas que se intensifican en Año Nuevo.

Así lo advirtió el titular de la División de Investigación de Delitos de Alta Tecnología (Divindat) de la Policía Nacional, coronel Oscar Gonzáles, al señalar que en el caso de los correos electrónicos es frecuente caer en la tentación de abrir aquellos que consignan “tarjetas de saludo” sencillas o con efectos multimedia, así como enlaces a páginas web especializadas en saludos de diverso tipo.

Sin embargo, lo que encierran esos “inofensivos” correos son virus troyanos o programas encubiertos que sustraen información valiosa para el usuario, como datos personales, claves de acceso a cuentas bancarias, documentos importantes, entre otras acciones delictivas que provocan graves perjuicios económicos, indicó.

“Lo recomendable en estos casos es evitar abrir esos correos y eliminarlos de inmediato de la bandeja de entrada para minimizar esta amenaza”, dijo.

En cuanto a la publicación de fotografías en las redes sociales, el coronel Gonzáles explicó que muchas personas, sin medir las consecuencias, suben imágenes del ámbito privado, como celebraciones con familiares y amigos e incluso de tipo individual, que por su carácter sugestivo puede ser utilizado por extorsionadores u otros delincuentes para hacer daño.

“Hay personas que publican fotos suyas en las que aparecen ligeras de ropa o en situaciones que pueden ser mal utilizadas por quienes quieren chantajear o sacar provecho de esas imágenes. En otros casos, las imágenes –sobre todo de personajes reconocidos- pueden servir para crear ‘cuentas paralelas’ no autorizadas con el propósito de estafar o engañar a personas desprevenidas”, remarcó.

A estos problemas se suma el hecho de consignar en la cuenta de la red social datos personales o información sobre planes inmediatos como donde se celebrará el Año Nuevo, algún cumpleaños o de cualquier otra índole, dado que ello puede ser utilizado por secuestradores o asaltantes.

Cuidado con tarjetas de crédito

El titular de la Divindat alertó también a las personas que van a cancelar el pago de bienes y servicios con tarjetas de crédito o débito, sobre todo en locales de diversión, porque pueden ser víctimas de robo de información y posterior perjuicio económico en sus cuentas bancarias.

Aconsejó que si se piensa pagar con tarjeta de crédito o débito, se debe pedir que se traslade a la mesa los equipos POS (Point Of Sale en inglés) o dirigirse a la caja del establecimiento para verificar el correcto uso de la tarjeta.

Así se evitará que pueda darse el robo de datos de la tarjeta mediante equipos conocidos como “skimmer” que se utilizan cuando el cliente está distraído, o el “cambiazo” de tarjeta aprovechando que el consumidor ha bebido mucho o se confía demasiado y no revisa si la tarjeta devuelta es realmente la suya.

“Si el usuario saca dinero de los cajeros automáticos debe percatarse que no existan elementos extraños como ‘máscaras o carcasas’ que se colocan delante del cajero o equipos skimmer para capturar la información cuando se desliza la tarjeta para su reconocimiento y posterior transacción”, manifestó.

Tampoco se debe aceptar la ayuda de personas desconocidas que ofrecen resolver problemas cuando la tarjeta se traba o la persona no sepa interactuar con el menú del cajero. “En caso exista algún problema hay que mantener la serenidad y comunicarse con el banco al teléfono de emergencia y nunca brindar la clave de la tarjeta a nadie”, enfatizó.









Carros Hyundai