Domingo, 20 de Enero del 2019
turismo


Obama se puso la camiseta de Machu Picchu

Publicado el 21/11/10

Tras carta que recibió del presidente Alan Garcia, se reunió con autoridades de yale e intercedió directamente para que devolvieran las mas de 46 mil piezas

Momento histórico. La ciudad del Cusco y todo el Perú celebró ayer la noticia anunciada por el presidente Alan García y difundida por todos los portales de noticias del mundo: después de casi 100 años la Universidad de Yale (Estados Unidos) devolverá al Perú las piezas arqueológicas de la ciudadela de Machu Picchu cedidas para investigaciones y estudios en el año 1916 al explorador nortea mericano Hiram Bingham.

Los pobladores de la Ciudad Imperial se llenaron de algarabía y salieron a las calles a celebrar esta fecha que desde ya forma parte de la historia nacional.

El presidente regional del Cusco, Hugo Gonzales Sayán, informó que existe un clima de optimismo y algarabía “porque finalmente logramos recuperar algo que ya lo teníamos casi perdido”. “Después de un siglo recuperamos piezas que no tienen valor económico, pero sí mucho valor histórico”, enfatizó.

La euforia y la alegría en la población fue impresionante, incluso el alcalde provincial de Cusco, Luis Flórez, informó que hoy se izará el pabellón nacional y que se convocará a la población para celebrar esta importante gesta.

García-Obama En ese contexto, el canciller José Antonio García Belaunde destacó el papel protagónico que jugó el presidente Alan García para recuperar este importante patrimonio histórico. Recordó que se dirigió a personalidades del más alto nivel para lograr ese objetivo, escribiendo, incluso, una carta a su colega de Estados Unidos, Barack Obama.

Obama tras recibir la misiva se reunió con las autoridades de Yale e intercedió directamente para que devuelvan las reliquias.

García Belaunde recordó que los pasos dados previamente, como el envío de un memorándum, de una misión técnica y otros, no prosperaron, porque sólo se llegó a funcionarios de rango medio de esa casa de estudios.

Además, la campaña internacional que desplegó el Perú para lograr la devolución, generó en sus propios estudiantes una tendencia a favor del reclamo nacional.

El ministro de Cultura, Juan Ossio, tras saludar la decisión de Yale estimó que son cerca de 360 piezas las que son “museables”, es decir las que podrán ir directo a un museo. “Son las piezas que están íntegras, completas”, puntualizó.

Las 46 mil 362 piezas que posee la Universidad de Yale pertenecen a 174 individuos que vivieron en Machu Picchu. Esta colección se encuentra en el sótano de la entidad, en archivadores metálicos, y los estudiantes de arqueología con batas blancas catalogan, examinan y fotogra -fían un rompecabezas de fragmentos bajo la atenta mirada de la arqueóloga peruana Lucy Salazar.

Los objetos intactos se exhiben en el Museo Peabody de dicha casa de estudios.