Jueves, 23 de Noviembre del 2017
turismo


Pe|Prom|grati days|1|728x90

Dos periodistas de la AP son heridos por bomba en Afganistán

Publicado el 12/08/09

bombaKABUL (AP) – Una bomba colocada a la orilla de un camino lesionó a dos periodistas de la AP incrustados en el ejército de Estados Unidos en el sur de Afganistán.

El fotógrafo Emilio Morenatti y el productor de video de AP Television News Andi Jatmiko viajaban con el ejército cuando su vehículo fue alcanzado por la detonación el martes.

Ambos fueron llevados inmediatamente a un hospital militar en Kandahar. Jatmiko sufrió heridas en las piernas y dos costillas fracturadas. Morenatti, quien sufrió una herida grave en una pierna, fue sometido a una cirugía en la que perdió el píe.

Morenatti, español de 40 años, es un fotógrafo ganador de premios con base en Islamabad que ha trabajado para la AP en Afganistán, Israel y los territorios palestinos. Fue nombrado Fotógrafo de Diarios del Año en el 2009 por la organización Pictures of the Year International.

Jatmiko, indonesio de 44 años, ha reportado para la AP desde toda Asia durante más de 10 años.

El presidente de la AP Tom Curley dijo que sus heridas reflejaban “los riesgos que enfrentan cada día periodistas como Emilio y Andi al estar en la línea de fuego en los sitios más peligrosos del mundo”.

“Agradecemos su valentía y compromiso con las noticias. Nuestros corazones están con ellos y sus familias, especialmente con la esposa de Emilio, Marta, y la esposa de Andi, Pingkan”, agregó Curley.

Los periodistas han enfrentado un peligro creciente debido a las bombas colocadas a orilla de carreteras cuando salen en asignación con tropas occidentales que realizan ofensivas nuevas como parte de un esfuerzo de Estados Unidos y sus aliados para darle un giro a la guerra afgana.

Dieciocho periodistas murieron en Afganistán entre 1992 y el 2008, convirtiendo a este país en el 11° más peligroso para los trabajadores de la prensa en el mundo, según el Comité de Protección de Periodistas. Al menos uno más ha muerto este año.

Las bombas en los caminos son ahora la causa de la mayor cantidad de muertes de soldados de Estados Unidos y de la Organización del Tratado del Atlántico Norte en Afganistán.